La degradación de otro corazón…

diseno-de-corazon-de-fuego-hd-2133

Voy a negar la evidencia delante de mí,
si no puede ser, no lo quiero ver.
¿Para qué saber
lo que no podre cambiar?

Voy a probar, a esperar lo imposible de ti,
si no me lo das, por favor te vas.
¿Para qué escuchar
lo que me vas a contar?

El amor es una construcción burguesa,
una invención medieval,
un cuento de hadas desquiciado.
¡Nunca más! ¡Nunca más!
¡Nunca más volver a creer en una fantasía tan delirante!

Fiesta en el infierno,
celebran la degradación de otro corazón,
la desilusión de un primer amor
que se convirtió en te odio.

El final de un sueño
que acaba en la resignación y la decepción,
la condenación, ángel de dolor
que se convirtió en demonio.

Hoy, quiero borrar
el error que supuso admitir
la debilidad, la necesidad,
no aprender a estar con mi soledad.

Hoy, no quiero jugar
a esconderme en un mundo ideal,
que se acabará, se derrumbará
y me arrastrará hacia lo que no es real.

Fiesta en el infierno,
celebran la degradación de otro corazón,
la desilusión de un primer amor
que se convirtió en te odio.

El final de un sueño
que acaba en la resignación y la decepción,
la condenación, ángel de dolor
que se convirtió en demonio.

Voy de nuevo a negar
la evidencia delante de mí,
si no puede ser, no lo quiero ver.
¿Para qué saber
lo que no… podre… cambiar…?

El amor es una construcción burguesa,
una invención medieval, un cuento de hadas desquiciado.
¡Nunca más! ¡Nunca más!
¡Nunca más volver a creer en una fantasía tan delirante!

Fiesta en el infierno,
celebran la degradación de otro corazón,
la desilusión de un primer amor
que se convirtió en te odio.

El final de un sueño
que acaba en la resignación y la decepción,
la condenación, ángel de dolor
que se convirtió en demonio.

¿Te gusta mi blog?  Sígueme en

             Resultado de imagen de icono youtube pequeño

Habitantes de Alfa-Centauro encuentran la sonda Voyager

Viajando en la eterna noche espacial
nuestra pequeña nave sideral
fue a dar con aquella sonda llamada El viajero.

El hallazgo causó gran conmoción,
el fútil cosmos detuvo el reloj.
No estamos solos en este maldito universo.

En la sonda encontramos,
bellas canciones de amor,
imágenes, sones extraños
de un remoto mundo mejor.
¡Qué raza singular!
Un ser humano será
quien ponga fin al dolor.

Nuestros sabios tuvieron que concluir,
que una civilización así,
habría encontrado por fin la paz y la armonía.
Ellos habrán desterrado las guerras,
el hambre, la desigualdad, las fronteras.
Nos han de enseñar a cantar tan bellas melodías

Rumbo al planeta azul,
Tierra lo llamaban ellos,
aquellos que darán luz
a este oscuro universo.
Reímos (alguien lloró).
Toda la tripulación
era un manojo de nervios.

Nuestra mente se puso a volar:
sus verdes bosques, su profundo mar,
inmaculados brillarán bajo un limpio cielo.
Decidimos por fin aterrizar,
dónde estaría el cénit de la humanidad:
África, donde habitó el humano primigenio.

Qué gran celebración,
la noche llegaba a su fin,
pronto una hermosa lección,
nos enseñará a vivir.
¡Qué raza singular!
Un ser humano será
quien ponga fin al dolor.
Habitantes de la tierra,
nuestra pequeña divinidad,
venimos en son de paz.

Letra de Ismael Serrano

Dibujos de Nataliacarolinace

¿Te gusta mi blog?  Sígueme en

             Resultado de imagen de icono youtube pequeño

Peces de ciudad

peces

Se peinaba a lo garçon

la viajera que quiso enseñarme a besar

en la gare d’Austerlitz.

Primavera de un amor

amarillo y frugal como el sol

del veranillo de san Martín.

Hay quien dice que fui yo

el primero en olvidar

cuando en un si bemol de Jacques Brel

conocí a mademoiselle Amsterdam.

En la fatua Nueva York

da más sombra que los limoneros

la estatua de la libertad,

pero en desolation row

las sirenas de los petroleros

no dejan reír ni volar

y, en el coro de Babel,

desafina un español.

No hay más ley que la ley del tesoro

en las minas del rey Salomón.

Y desafiando el oleaje

sin timón ni timonel,

por mis sueños va, ligero de equipaje,

sobre un cascarón de nuez,

mi corazón de viaje,

luciendo los tatuajes

de un pasado bucanero,

de un velero al abordaje,

de un no te quiero querer.

Y cómo huir

cuando no quedan

islas para naufragar

al país

donde los sabios se retiran

del agravio de buscar

labios que sacan de quicio,

mentiras que ganan juicios

tan sumarios que envilecen

el cristal de los acuarios

de los peces de ciudad

que mordieron el anzuelo,

que bucean a ras del suelo,

que no merecen nadar.

El Dorado era un champú,

la virtud unos brazos en cruz,

el pecado una página web.

En Comala comprendí

que al lugar donde has sido feliz

no debieras tratar de volver.

Cuando en vuelo regular

pisé el cielo de Madrid

me esperaba una recién casada

que no se acordaba de mí.

Y desafiando el oleaje

sin timón ni timonel,

por mis venas va, ligero de equipaje,

sobre un cascarón de nuez,

mi corazón de viaje,

luciendo los tatuajes

de un pasado bucanero,

de un velero al abordaje,

de un liguero de mujer.

Y cómo huir

cuando no quedan

islas para naufragar

al país

donde los sabios se retiran

del agravio de buscar

labios que sacan de quicio,

mentiras que ganan juicios

tan sumarios que envilecen

el cristal de los acuarios

de los peces de ciudad

que perdieron las agallas

en un banco de morralla,

en una playa sin mar.

“Peces de Ciudad” de Joaquín Sabina

¿Te gusta mi blog?  Sígueme en

             Resultado de imagen de icono youtube pequeño

A veces los peores antros a las peores horas están llenos de la mejor gente…

sauna2

La mitad de nuestra vida transcurre de noche, y hay quién piensa que es la mejor mitad. Supongo porque la noche debilita los corazones, No lo sé, el caso es que aquella noche éramos varias soledades buscándonos…

Hay quién dice que la buena gente duerme mejor que la mala gente, lo que pasa es que la mala gente se lo pasa bastante mejor cuando está despierta y por eso en aquél garito se lo estaban pasando tan bien… Aunque no estoy muy seguro, porque a veces los peores antros a las peores horas están llenos de la mejor gente…

Y yo creo que así era, porque ahí estaba él, al final de la barra… Jodido y radiante. Yo me enamoré… ¿Quién no se ha enamorado al pie de una barra?

El caso es que, bueno, traté de raptarle pero fué muy difícil.

“Lope de Vega” dice que el amor tiene fácil la entrada y difícil la salida… y a aquél garito debió ocurrirle algo parecido porque aquél hombre llevaba muchas noches encerrado… en aquél bar, y muchos más días, cien días…

¿Te gusta mi blog?  Sígueme en

             Resultado de imagen de icono youtube pequeño

Grietas… ¡Que asco de teatro!

grietas

Grietas
en cada palabra
en cada mirada
solo noto grietas, grietas
grietas
en esa sonrisa
que asco de teatro
lleno de grietas, grietas

Grietas
que caen en la nada
que piden mi ausencia
que rompen lo bello, alegre
grietas
cayendo despacio
y manipulando
para que parezcan
flores, no grietas…

Grietas
las veo en tu cara
que no me dice nada
ojos de cerámica
con grietas
y luego en tu tacto
y al contarte algo
solo noto grietas, grietas

Grietas
que caen en la nada
que piden mi ausencia
que rompen lo bello, alegre
grietas
cayendo despacio
y manipulando
para que parezcan
flores, no grietas…

Escucharé, me dormiré
olvidaré, despertaré

“Grietas” de Lantalba

lantalba

¿Te gusta mi blog?  Sígueme en

             Resultado de imagen de icono youtube pequeño

Avance en exclusiva del videoclip “THE GRAVE” de SILVER ROY

thegrave

Hoy os presento en exclusiva el avance del nuevo videoclip de “SILVER ROY”, probablemente uno de los mejores realizados (y no porque participe yo como extra; 🙂 ) sino por la ambientación conseguida, el dramatismo, la conjugación perfecta con la letra y la música o su calidad interpretativa.

Tal y como nos comenta SILVER ROY, “The Grave” nos habla de cuando una situación o alguien te hace caer a lo más profundo del subsuelo, cuándo crees en algo y de repente toda la confianza se desmorona… De cuándo has pensado que has cavado tu propia tumba y de repente dices ¡Hasta aquí!

silver1

Yo he sido uno de los privilegiados en el ver la previa de su videoclip y os aseguro que no os dejará indiferentes. Rodado en el pueblo abandonado de “El alamín”, “The Grave” consigue transmitir el mensaje de SILVER ROY a la perfección.

Permaneced atentos al blog, porque muy pronto podréis ver el vídeo oficial en el canal oficial de SILVER ROY y a través de mi blog.

silver2.gif

Por cierto, yo soy el “ente” de la derecha de la imagen anterior 🙂

Recordad, muy muy pronto, el videoclip del tema “THE GRAVE” de SILVER ROY.

SILVER ROY , con años de experiencia a sus espaldas, ha lanzado un nuevo EP  titulado  “It’s All About Me Now”. Puedes escucharlo en  Spotify, o comprarlo directamente en  iTunes.
Si deseas una copia física puedes hacerlo directamente en la sección de contacto de su web .

¿Te gusta mi blog?  Sígueme en

             Resultado de imagen de icono youtube pequeño

 

Si se callase el ruido…

cementerios

“Si se callase el ruido
oirías la lluvia caer
limpiando la ciudad de espectros,
te oiría hablar en sueños
y abriría las ventanas.
Si se callase el ruido
quizá podríamos hablar
y soplar sobre las heridas,
quizás entenderías
que nos queda la esperanza…”

¿Te gusta mi blog?  Sígueme en

             Resultado de imagen de icono youtube pequeño

 

¡Prohibido rendirse!

IMG_5190

“Esta es la que decidió por fin hablar
Esta es a la que no quitas más el sueño
La que elige no tener más dueños
La que busca su libertad

Esta es la que ya no tiembla si te vas
Esta es la que sabe por fin el camino
La que decidió ser más feliz
Contra su destino

Esta es la que nunca se rinde

Esta es la que crece ante la adversidad
La que ya no pierde el tiempo dando excusas
La que se levanta cada día
Positiva y con todas las de ganar

Esta es la que ya no mira el reloj
La que se merece empezar de cero
La que se valora mucho más
La que ignora el miedo “

¿Te gusta mi blog?  Sígueme en

             Resultado de imagen de icono youtube pequeño

Visita a “El alamín” (Pueblo abandonado)

Cuenta la leyenda que un día un pastor condujo el ganado hasta el monte y por la mañana aparecieron todos muertos: las ovejas y su guía. Fallecieron en la misma finca en la que vivían, en El Alamín. El pánico se extendió por el poblado y sus habitantes huyeron. En los foros de Internet esta historia del abandono del municipio serrano, que se produjo hace más de diez años, se ha esparcido como la pólvora. El lugar se ha hecho famoso como pueblo fantasma y aficionados a los fenómenos paranormales van cada fin de semana para grabar psicofonías y recorrer sus tres calles de tierra, el convento, la iglesia, la escuela, el bar y las 40 casas que siguen en pie.

Los habitantes de Villa del Prado (6.182 habitantes) están hartos de la situación. El Alamín es parte de su término municipal y muchos de los que hoy viven en Villa del Prado vivieron en su día en el poblado de 40 casas, trabajando las tierras del marqués de Comillas. “Ahí no hay fantasmas, lo garantizo”, afirma Rafa Cuéllar, de 37 años, uno de los últimos en abandonar el núcleo de casas. Su familia y las demás se fueron cuando el marqués bajó el ritmo de cultivo de la finca, que se dedicaba sobre todo al tabaco y al algodón. El marqués construyó el poblado en 1957 precisamente para que sus trabajadores no tuvieran que desplazarse. Hace ocho años dividió su parcela en tres y las vendió. Las 40 casas pertenecen hoy a una empresa que se llama Residencial Rural El Alamín. Un colchón tirado en el suelo con una pintada que dice “moriréis” es lo primero que se encuentra quien visita el poblado. Se dice que el espíritu de un sacerdote pulula por la antigua parroquia y que se aparece en las fotografías. También se dice que los teléfonos móviles pierden la cobertura en el pueblo. Historias de miedo, todas falsas.

Los habitantes se fueron cuando bajó el ritmo del cultivo en la finca

Lo más que le puede pasar a alguien en El Alamín es llevarse un susto cuando las ventanas baten, cuando la hierba silva con el viento o cuando la verja medio rota de la entrada resuena al golpear con la piedra que la sujeta. Eso o toparse con uno de los 20 hombres disfrazados de militares, con pistolas de aire comprimido. Son jugadores de air soft, un entretenimiento que consiste en simular una guerra, que utiliza las instalaciones para sus partidas. “Nunca nos hemos encontrado ningún fuego fatuo”, bromea uno de los jugadores.

 

“Los nuevos dueños han tenido que reponer la verja ni se sabe cuántas veces. La rompen para entrar”, asegura Miguel Ángel Sampayo, concejal de Planeamiento, Urbanismo, Obras Públicas, Comercio, Régimen Orgánico y Medio Ambiente de Villa del Prado. “Se han llevado hasta la campana de la iglesia, de hierro forjado”, añade. Él no vivió en El Alamín, pero conoce a familias que sí lo hicieron. Como la de Rafa Cuéllar, que fue bautizado en la iglesia, compartió clase con 15 niños más en la escuela del poblado hasta quinto de EGB y disfrutó de las romerías, procesiones y fiestas varias que se celebraban. “Me hubiera gustado casarme ahí”, asegura el hombre, sentado en el Ayuntamiento de Villa del Prado.

Su padre, Dionisio, fue chófer del marqués de Comillas. Luego se dedicó a cuidar del ganado bravo. “Sólo pagábamos la luz”, recuerda Cuéllar. Las casas pertenecían al marqués, y cuando los trabajadores se jubilaban la dejaban, con el mobiliario incluido, que hoy está destrozado. En los buenos tiempos, más de 150 personas vivieron en El Alamín. “Era un lugar precioso y hacíamos lo que queríamos, como sacar la mesa en mitad de la calle”, cuenta. Cuéllar abandonó el pueblo a los 26 años. Su familia fue de las últimas en irse. Se mudaron a un piso en Villa del Prado.

El hombre tiene todavía en mente a las monjas del convento, las noches de Navidad hasta las tantas de la madrugada en el bar, que todavía guarda las cajas llenas de cascos de bebidas, y las veces que el marqués acudía al poblado para asistir a misa. Hace años que no visita el poblado. “Me da mucha pena cómo está”, dice, en alusión a los destrozos y a la vandalización que sufre. Su madre tampoco lo visita ya por el mismo motivo. Su padre falleció.

El plan de los nuevos propietarios es arreglar las casas y ponerlas a la venta, según explicó uno de los miembros de Residencial Rural El Alamín. “Por ahora, como andan las cosas, no lo vamos a poder hacer”, argumentó. Como siempre, la crisis. El día que lo hagan, Rafa Cuéllar será el primero en comprársela y los espiritistas se quedarán sin pasatiempos.

Información extraída de la edición impresa de “El País”

¿Te gusta mi blog?  Sígueme en

             Resultado de imagen de icono youtube pequeño